jueves, 13 de noviembre de 2014

Prepara un mousse fácil en 10 minutos




En esta oportunidad quiero compartir con ustedes una receta que preparé hace poco para comer en casa los días festivos, se trata de una preparación sencilla, rápida, económica y sabrosa. ¿Qué puede ser? Nada más y nada menos que un mousse de parchita o maracuyá, con tan sólo cuatro ingredientes. ¿Quieres saber cuáles son? Acá te dejo la receta, tal como una amiga me enseñó a hacerlo hace poco.
 Ingredientes:
  • Jugo de parchita o maracuyá (7 parchitas jugosas bastarán o un vaso de jugo, recuerda colarlo bien)
  • Un sobre de gelatina de piña
  • Una lata de leche condensada
  • Una cucharada de maicena para que cuaje mejor

Parchita o maracuyá, mejor conocida como la fruta de la pasión. Asegúrate al comprarlas que tengan bastante carne, con agitarlas es suficiente para saber cuanto jugo tienen dentro
La preparación es lo más fácil del mundo, sólo debes poner a hacer la gelatina con sólo una taza de agua para que queda más consistente y cuando rompa a hervir le agregas el jugo de la fruta, seguidamente la leche condensada y, por último, la cucharada de maicena ya disuelta en un poquito de agua. 

Cuando sientas que ya se pone pesado el movimiento o que esté cuajando la preparación, retiras del fuego y enseguida pasas al molde o envases que tengas reservados para la receta. Cuando haya enfriado, lo guardas al refrigerador por unas horas y listo, a disfrutar de este rico postre para la merienda.

En la mezcla ves si va haciendo falta añadirle la maicena, si es cucharada pequeña o grande.
Con una cucharadita a mí me bastó

La verdad es que no hace falta agregarle azúcar, con la leche condensada es suficiente. Además, es un postre adecuado tanto para niños como para adultos, y la verdad es que es bastante sano y no cuenta con tantas calorías como otros dulces. 

Si lo quieres aún más dietético puedes sustituir la leche condensada por yogurt natural, pero en este caso, si deberías agregar a la mezcla una lata pequeña de crema de leche o intentar duplicar la cantidad de la maicena. En otra ocasión lo intentaré de esta manera, lo prometo. 

En casa les fascinó, sobre todo a mi esposo, pero el peque también comió unas buenas tajaditas de este postre. Si te gusta esta fácil y además, económica receta no dudes en prepararla, luego me dices que tal te fue y como fue la receptividad en casa.


Si lo vas a hacer para alguna reunión puedes servirlos en la tapara de la misma fruta y llevarlos a la heladera, sólo debes limpiarla bien por dentro y quitarle los excedentes, preferiblemente corta una tajadita de la parte de abajo para que no se vaya a voltear el líquido que se convertirá en mousse

6 comentarios:

  1. Yo amo la parchita en todas sus presentaciones. Asi que esta receta no me la pierdo (si consigo aquí)
    Un beso GRANDE y suerte y saludo a los tres :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizás la consigas pero a un precio superior, por algo es una fruta exótica. Si puedes hacerla, disfrútenla en casa como un manjar de Dios, porque el sabor es único.

      Eliminar
  2. LA rectea está buenísima, ¡¡¡lastima que me falte el ingrediente principal!!! Te he contado que la parchita fue siempre una de mis frutas favoritas? Eso sí lo extraño de nuestra tierra.
    ¡Un abrazo desde Budapest!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lástima que esta fruta exótica y deliciosa no se consiga por allá... bueno, inténtalo con otra fruta a ver que tal... Abrazos!!!

      Eliminar
  3. Muy rico y facil. Lo tengo refrigerando pero sin dudas a todos en casa nos va a encantar. Estuve buscando una receta, rapida y sin tantos ingredientes y esta la mas acertada.gracias desde Maturin

    ResponderEliminar

Tu comentario es importante para mi... Gracias por escribirme!!!